higiene dental, Salud bucodental infantil, Trastornos bucales

Caries del biberón

Se denomina caries del biberón a la caries que afecta a los bebés que están desarrollando sus primeros dientes. Lo habitual es que no nos preocupemos de la salud dental de los bebés, porque pensamos que es pronto para estas cosas. Pero la realidad es que la caries en bebés es un fenómeno mucho más común de lo que pensamos.


Objetos cotidianos en la vida de los bebés, como los biberones o los chupetes que contienen sustancias cariogénicas, contribuyen a generar caries en los pequeños.


Habitualmente nos preocupamos de la salud bucodental cuando somos adultos, pero pensamos que no es tan importante en los niños porque, en el futuro, habrán de cambiar los dientes. Sin embargo, la caries puede afectar no sólo a los niños, sino también a los bebés. Y se trata de un trastorno que puede ser fuente de otros problemas. Es por ello que es importante conocerlo y prevenirlo. Desde Clínica López Quevedo, tus dentistas en Las Palmas, vamos a darte algunas claves para que estés informado y pongas los medios de prevención a tu alcance.


Causas de la caries del biberón


La caries del biberón es una clase de caries infantil que se produce a causa del contacto de las piezas dentales de los bebés con los alimentos que contienen azúcares. Algunos alimentos con azúcares son la leche y los jugos de frutas, entre otros. Los azúcares de los alimentos se adhieren a los dientes y encías y es lo que provoca la aparición de placa, desmineralización y caries.


Algunos de los agentes causantes de caries del biberón son:

-Falta de limpieza oral
-Predisposición genética
-Consumo de azúcares
-Exceso de carbohidratos
-Picoteo entre horas

Dientes de leche ¿Por qué cuidarlos si son provisionales?


Los dientes hay que cuidarlos desde que erupcionan, independientemente de si son permanentes o de leche.


Esto es de vital importancia, ya que las caries y otros trastornos en las piezas primigenias acarrean molestias relacionadas.

Algunos trastornos que tienen su fuente en problemas dentales son, por ejemplo, irregularidades en la pronunciación o dicción al hablar. También puede ocasionar una mordida insuficiente, que provoca deficiencias nutritivas. Pero el problema de mayor gravedad es que una incorrecta salud oral genere un mal desarrollo o malformaciones que estropeen las piezas definitivas.


Por otro lado, educar en el cuidado de los dientes desde bebés, genera un hábito de higiene de cara a futuro.


Prevención de las caries en bebés


Además de lo expuesto hasta ahora, vamos a ofrecerte algún otro consejo para evitar la caries del biberón.


En primer lugar, es indispensable cepillar los dientes de la criatura, desde su erupción. Para ello hay instrumentos creados de forma específica para cada etapa de crecimiento. Los describimos a continuación:

-Guantes especiales o dedales de silicona. Es lo que se utiliza en primer lugar, cuando recién están erupcionando los dientes. Estos instrumentos llevan una cerdas muy suaves, especiales para la boquita del bebé. En su defecto, se puede utilizar también una gasita húmeda.

-Cepillos para niños. Cuando la criatura haya crecido un poco y esté acostumbrada a la higiene oral, puede empezar a usar un cepillos específico para niños. Estos son un algo más pequeños y suaves y los mangos también están adaptados para que puedan sostenerlos ellos mismos.

En cuanto a la pasta de dientes, no hay que abusar. Como mínimo, hasta los 3 años de edad, no habrá que utilizar más cantidad que la que corresponde al tamaño de un grano de arroz. La concentración de flúor deberá ser de mil por millón.


Superados los tres años de edad, la concentración de flúor puede aumentar, así como la cantidad de pasta, hasta la correspondiente al tamaño de un guisante.


Respecto a la alimentación, se ha demostrado que es importante que no haya carencias de vitamina D. Varios estudios han concluido que unos niveles correctos de esta vitamina reducen la incidencia de caries a la mitad.


Para detectar la caries del biberón, se pueden realizar pequeñas exploraciones buscando signos, como manchas oscuras o blancas en los dientes.


Desde el primer año de vida, se recomienda realizar visitas con el odontopediatra. Si necesitas visita para tu hijo o para ti, puedes solicitarla aquí. En Clínica López Quevedo, tu dentista en Las Palmas, cuidamos de la salud bucodental de toda tu familia. Te esperamos.