Your address will show here +12 34 56 78
blanqueamiento dental, dientes blancos, Tratamientos

A todos nos gusta tener los dientes lo más blancos posible. Es cierto que, en cuestión de estética, los dientes cuanto más blancos, más nos parece que nos favorecen. Sin embargo, no es fácil mantener el blanco de los dientes. Conforme pasa el tiempo, nuestras piezas dentales van poco a poco perdiendo su blanco natural. Tienen tendencia a oscurecerse y amarillear. Esto es inevitable. Pero existe una serie de situaciones que empeoran el color de los dientes y que podemos evitar. En este post os las vamos a enumerar. Os ofrecemos aquí 6 consejos para mantener los dientes blancos.

  1. Mantén una buena Higiene dental. Para mantener los dientes blancos es muy importante mantener una correcta higiene dental. Es necesario cepillar los dientes tras cada ingesta, utilizar hilo dental o, en su defecto, cepillitos interdentales. También es imprescindible realizar enjuagues con colutorio (mejor si éste no contiene alcohol entre sus ingredientes). Por otro lado, es imprescindible mantener a las bacterias alejadas de tus instrumentos de higiene. Para ello, sustituye los cepillos o cabezales cada trimestre. Si sigues todos estos consejos de higiene, mantendrás una boca sana y será más fácil que tus dientes continúen blancos.
  2. Evita el tabaco. Al fumar se inhalan una serie de sustancias que resultan ser de alta toxicidad para todo el cuerpo. Estas sustancias nocivas debilitan tanto las piezas dentales como las encías y pueden provocar la erupción de dolencias como la periodontitis, la gingivitis o el cáncer.  Respecto al color de los dientes, el tabaquismo hace que se oscurezcan y amarillen de forma progresiva.
  3. Lee siempre el prospecto de los medicamentos. Antes de realizar un tratamiento farmacológico es imprescindible informarse sobre los posibles efectos secundarios y reacciones adversas. A menudo, entre estos se encuentran el oscurecimiento de los dientes. Algunas medicinas provocan un debilitamiento de la capa que protege el diente, lo que lo deja desprotegido contra las bacterias. Otros directamente -como algunos antihestamínicos, la tetracilina, la doxicilina o la clorhexidina- generan la aparición de manchas, que pueden ser temporales o perpetuas. Si tienes cualquier duda lo mejor es que consultes con tu médico o farmacéutico, por si existen alternativas menos agresivas. Si vives en Las Palmas, también puedes consultarnos, estaremos encantados de ayudarte.
  4. Reduce el consumo de ciertas bebidas. Algunas bebidas como el té, el vino tinto o el café contienen pigmentos que colorean los dientes. Reduciendo su consumo reducirás también la aparición de manchas indeseables.
  5. Controla la ingesta de ciertos alimentos. Algunas frutas, como la uva o el arándano, también tienen la capacidad de colorear tus dientes. Por otro lado, los cítricos afectan al esmalte, que es la capa que protege los dientes. Trata de no abusar de ellos si tus dientes son delicados. Por último, tanto el azúcar como los productos que lo contienen provocan caries y manchas en las piezas dentales.
  6. Realízate un tratamiento blanqueador. Por último, si quieres acelerar el proceso de blanqueamiento, siempre puedes realizarte un tratamiento con esta finalidad. Existen diferentes opciones que, acompañadas de una dieta complementaria para aumentar su eficacia, te harán obtener unos dientes blancos en muy poco tiempo.

 

Esperamos que estos consejos te hayan sido de utilidad. Recuerda que si necesitas un dentista en Las Palmas, puedes contactarnos en cualquier momento y te acabaremos de asesorar.

0